Mi Isla

Partido aprueba lineamientos sobre derechos de los cubanos

Aunque estuvo ausente la palabra libertad, 12, 7% de los lineamentos aprobados por los comunistas, para el quinquenio 2011-2015, se refirieron a los derechos humanos de los cubanos.

Laritza Diversent

Los comunistas aclararon, antes de comenzar los procesos de discusión del proyecto de lineamientos, que estos solo se referirían a la política económica y social, sin embargo aprobaron reformas que afectan el ejercicio de los derechos humanos en la isla.

Cuba es miembro del Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas desde el 2006 y hasta el 2012. En febrero de 2008 el estado firmó los Pactos de Derechos Civiles y Políticos y el de Derechos Económicos Sociales y Culturales. Al presente no los ha ratificado.

De los 313 lineamientos aprobados, 40 están relacionados directamente con derechos humanos, lo que representan un 12, 7 %. La mayoría, 36, esta agrupados en el punto número 6, bajo el título “Política Social” y se refieren de forma general, a los derechos socioeconómicos y culturales: salud, educación, empleo, salarios, seguridad social, etc.

El resto, 4, están relacionados con derechos civiles, específicamente la propiedad y la libertad de circulación. Aunque con respecto a este ultimo solo fue una declaración de buenas intenciones. Los comunistas estudiarán una política que permita a los cubanos residentes en la isla viajar como turistas. Dicha posibilidad no implica la eliminación de los permisos de entrada y salida.

Los ideólogos del marxismo-leninismo, advirtieron que no permitirán la concentración de la propiedad en el sector no estatal. El congreso, calificado de histórico, había generado expectativas dentro y fuera de la isla, respecto a la posibilidad de realizar compraventas de autos y viviendas en la isla.

A pesar de que se habló de actualización del modelo económico poco cambio. El sistema continuara basándose en la propiedad socialista de todo el pueblo sobre los medios fundamentales de producción. No obstante, los cubanos no tienen medios legales para controlar a la administración pública, cuando dispone de los bienes comunes.

El Estado, sin embargo, decide como sus ciudadanos han de disponer de sus bienes personales. Tiene libertad económica para crear y administrar empresa, pero solo permite a sus ciudadanos ejercer de forma individual, el trabajo por cuenta propia, calificados por muchos como la economía de timbiriche.

Aunque se tocó, sin reconocerse, temas de derechos humanos, las reformas fueron poco significativas. Los cubanos continúan teniendo, como única opción, la posibilidad de ser propietarios de una sola casa y necesita autorización estatal para permutarla, arrendarla, donarla o venderla. Tampoco se puede predecir hasta cuándo tendrán que pedir permiso para salir o entrar de su propio país.

 

 

Estándar